Feeds:
Entradas
Comentarios

Si hablamos del derecho individual de cada persona a decidir su futuro la respuesta es claramente sí, pero si lo que se plantea es el derecho a decidir de una generación por el destino de un pueblo la cosa cambia.

españa reyes católicosDespués de miles de años de historia parece claro que los pueblos que han aportado avances a la humanidad han sido los que se han unido formado grandes naciones (Egipto, Grecia, Roma, …). De la diversidad de pueblos y aportación de miles de personas han nacido las grandes culturas que nos hacen estar como humanidad dónde estamos.

Una nación se forma por la contribución de muchas generaciones y pueblos a un proyecto común, renunciando personas, pueblos y regiones a determinadas funciones en favor de otros. La especialización de determinados barrios, ciudades o regiones en unas funciones, antes alfareros, herreros, … y ahora industria, turismo, administración, …. consiguen un mejor trabajo en equipo y que los avances se puedan transmitir a futuras generaciones. En el comercio, leyes, turismo, … también se beneficia a los pueblos que están unidos formando una nación de forma que se fomente por ejemplo el arranque de determinadas industrias con medidas proteccionistas o inversiones sufragadas por la totalidad de la nación. En una economía cada vez más global y que precisa de mayor escala para ser rentable las sinergías y colaboraciones ya no pueden ser por barrios de ciudades como hace unos cientos de años sino que tienen que realizarse casi a nivel de continente.europa reyes catolicos

Por tanto una nación no es sólo el momento actual en que nos toca vivir sino el legado de nuestros antepasados, muchas veces de puntos diferentes de nuestra nación, y lo que dejaremos a nuestros descendientes. En este sentido creo que como simple generación no tenemos derecho a cambiar drásticamente algo que han construido muchas generaciones y que heredarán otras muchas. Además, el camino del progreso desde el punto de vista económico, cultural, … es el de la integración y las iniciativas de separación de los últimos siglos han supuesto siempre un paso atrás.

Soy descendiente del general Espartero y por tanto me veo obligado a desmentir otra de las mentiras históricas que promueven unos pocos catalanes con el ánimo de separar y enfrentar a los que hemos vivido y compartido siglos de hazañas e historia.bombardeo barcelona

El recordado ahora bombardeo de Barcelona durante la regencia de Espartero (1840-1843), no fue para aplastar una sublevación independentista. Era una época convulsa en TODA España con cambios de gobierno, sublevaciones, motines y refriegas políticas continuas. En este momento se tomaron unas medidas liberalizadoras del sector algodonero que rebajaban los aranceles con Gran Bretaña, lo que no gustó a la industria catalana. Tras esta medida se iniciaron distintos altercados, guerra de barricadas, publicaciones llamando a la revolución en periódicos catalanes, … Finalmente el ejército constitucional se replegó al castillo de Montjuich, se dio un aviso de 48 horas a los sublevados para rendirse, tras las que se produjo el bombardeo. Los sublevados se rindieron en menos de 24 horas y el ejército volvió a entrar en la ciudad.

Esta claro que hoy en día un bombardeo parece una medida desproporcionada pero hay que ponerse en las circunstancias y momento histórico y sobretodo entender que esto no era un motín separatista sino uno de tantos altercados que se producían en aquella época en toda España y también en el extranjero motivados en gran medida por unos nuevos esquemas de trabajo debidos a la revolución industrial y los derechos y obligaciones de obreros y empresarios. También para entender la magnitud del bombardeo hay que decir que murieron unas 20 personas.

El bombardeo de Barcelona debilitó la popularidad de Espartero, especialmente en Cataluña, pero pocos años mas tarde los obreros catalanes firmaron un manifiesto dirigido al gobierno que finaliza con: “¡Viva Espartero! ¡Viva la Milicia Nacional! ¡Viva la libertad! ¡Viva la libre asociación, orden trabajo y pan!”. No me parece muy lógico que estén más indignados con Espartero los actuales políticos que los catalanes que vivieron la situación. Placa espartero granatula

Espartero alcanzó las más altas condecoraciones (Principe de Vergara, Capitán General, Duque de la Victoria y Morella, Conde de Luchana, Laureada de San Fernando, …), por méritos de guerra y no políticos. Fue herido en 8 ocasiones y participó en múltiples batallas en España y América. Gozó de un gran prestigio y respeto entre sus tropas y también en el pueblo español para el que pasó a ser el “Pacificador de España”. Esta popularidad llevó a que tanto el partido moderado como conservador le ofreciesen entrar en política. Fue elegido por votación en las cortes generales como regente de España (1840-1843) durante la minoría de edad de Isabel II. Durante el bienio progresista (1854-1856) y gracias a su popularidad ante el pueblo fue nuevamente llamado para ser presidente del Consejo de Ministros de España. Siempre fue fiel a sus principios liberales y progresistas y a Isabel II y rechazó la corona de España cuando ésta fue destronada.

Si crees que puede resultar útil a tus amigos, ¡ COMPÁRTELO ! con los iconos que tienes debajo.

Decisiones valientes

Salimos de Ronda un grupo de unos 10 legionarios como grupo de captación o banderín de enganche con destino a la guarnición situada en la isla de Tarifa. Una vez allí nos encontramos con reclutas aturdidos por el fuerte viento de levante y su recién estrenada vida militar que iba a durar nueve meses. Después de algunas charlas de presentación de la legión, su código, lucir nuestros uniformes verdes y chapiri legionario, paso firme, saludo enérgico, cabeza alta, .. , conseguimos convencer a los aspirantes a caballeros legionarios que necesitábamos para el IV Tercio. Allí empezaba una gran aventura para todos aquellos nuevos voluntarios.

isla-tarifa

Los que se apuntaron no parecían los que mejor podían encajar con un código de honor y disciplina como el de La Legión. Tampoco eran los más fuertes ni mejor preparados físicamente. Pero la legión no desprecia a nadie por su aspecto, creencias o vida pasada.

banderin-enganche-legion

Para apuntarse sólo se requería un mínimo examen médico y psicológico y firmar voluntariamente por nueve meses. De los muchos que se vieron atraídos por el espíritu de la legión y la oportunidad de vivir una aventura esos nueve meses, se apuntaron sólo los más valientes. Estos aspirantes a caballeros legionarios tomaron una decisión que no tenía vuelta atrás y sí un alto grado incertidumbre con todos los mitos alrededor de la legión que se oían.

En las semanas siguientes tuve la ocasión de cruzarme con algunos de aquellos valientes y no voy a decir que todos estaban contentos de su decisión, ni que lo estuviesen pasando bien, y probablemente la mayor parte de ellos hubieran abandonado esos días si hubieran podido hacerlo. Pero al cabo de unos meses cuando paseaban orgullosos con su uniforme legionario por el cuartel o ciudad de Ronda ninguno estaba arrepentido de su decisión, y cuanto peor lo había pasado en su entrenamiento más valoraban estar en la Legión. Y lo que aún es más importante, al hablar o cruzarte con ellos apreciabas que poco tenía que ver la forma de hablar, andar y la autoestima de aquellos soldados que reclutamos con la de estos legionarios. La formación de la Legión les había proporcionado una disciplina, confianza y respeto a los demás y a sí mismos y un código que no tenían. Sus vidas y cualquier reto en la vida ya no sería el mismo por una decisión valiente en el cuartel de Tarifa.

Si crees que puede resultar útil a tus amigos, ¡ COMPÁRTELO ! con los iconos que tienes debajo.

El mortero es una pieza de artillería de unos 25 kgs utilizada por la infantería como arma de apoyo para el avance de las compañías de fusileros. La placa base del mortero es una pieza circular, de acero macizo, de unos 16 kgs de peso, que sirve para apoyar el tubo.

Imagen de mortero de libro ¡Vencer! de S. Morón Izquierdo

Imagen de mortero de libro ¡Vencer! de S. Morón Izquierdo

Cuando llevaba varios meses en el IV Tercio de La Legión se incorporó un nuevo oficial al mando de la compañía de armas de apoyo y ordenó desfilar con los morteros y otras piezas pesadas al hombro. Todos pensamos que era imposible desfilar a 160 pasos/minuto, braceando y con una “peseta” (así denominábamos a la base del mortero) al hombro. Pero en la Legión se alardeaba de hacer lo difícil de forma inmediata y lo imposible sólo tardar un poco más, y de jamás cuestionar una orden. Cuando por primera cargamos al hombro las pesetas y tubos, todos los legionarios creímos que eso era imposible ya que las piezas no dejan de caerse y no podíamos sostenerla sobre el hombro más de un par de minutos. Ni siquiera los cabos y sargentos que dirigían la instrucción creían que fuera posible ese desfile aunque sus voces de mando e instrucciones no transmitían ninguna duda de que había que conseguirlo. En los siguientes días tuvimos pequeños avances pero los brazos se nos quedan dormidos y agarrotados al desfilar y las piezas volvían a golpear el asfalto del patio de armas. Después de varios días recorriendo el patio de armas y la cuesta del polvorín arriba y abajo, las cosas empezaron a funcionar y vimos que era posible conseguirlo. A las pocas semanas de nuestro primer contacto con las piezas de mortero en instrucción desfilamos en Málaga con gran éxito. Las piezas de mortero sólo cayeron al suelo con enorme estruendo al mandar “descansen” al final del desfile.

Cuando nos enfrentamos a retos difíciles es fundamental la perseverancia y confianza en el éxito. Pero también se consiguen grandes empresas forzado por la circunstancias o tomando decisiones valientes y sin vuelta atrás, como Hernán Cortés algunas veces hay quemar las naves para evitar la tentación de desistir. La superación de estos retos nos demuestra de qué somos capaces y marca nuestro carácter, lo difícil muchas veces es asumir estos retos de forma voluntaria.

Si crees que puede resultar útil a tus amigos, ¡ COMPÁRTELO ! con los iconos que tienes debajo.

Si tienes una tienda en internet y quieres incrementar las ventas o mejorar la operativa o aspecto de la tienda, te propongo varias herramientas y consejos que te pueden ayudar.

Si tienes un negocio OFF y te estás planteando explorar las posibilidades de Internet para tu producto, podrás encontrar en la guía algunos consejos y consideraciones a tener en cuenta antes de empezar a invertir dinero en un ecommerce.

Si vas a montar un ecommerce:

  • Técnicas para cuantificar el mercado y competencia,
  • Herramientas para la construcción de la web,
  • Medios de pago,
  • ¿ Cómo identificar segmentos de clientes rentables ?
  • Pasar de visitas a ventas
  • Diseño y puesta en marcha de campañas de publicidad,
  • Utilización de canales de oferta masivos,
  • Seguimiento del negocio online,
  • Uso de las redes sociales para venta.

“Guía práctica para vender online” por Jose Luis Montesino en Amazon.

Conseguir gran cantidad de visitas en nuestra web es relativamente sencillo, sea pagando por visita o posicionando determinadas palabras en SEO. Pero conseguir que estas visitas se conviertan en ventas en un ecommerce no es tan sencillo. En gran medida va a depender del tipo de tráfico que consigamos atraer a nuestra tienda pero también de saber identificar bien en qué momento de propensión a compra se encuentra cada oportunidad.

Aunque en Internet el consumidor busca lo que necesita, las ventas no llegan solas con poner a disposición el producto adecuado. Como en los negocios tradicionales tenemos que identificar en qué fase se encuentra cada potencial comprador y adecuar el mensaje y tipo de acción. Cuanto más largo y complejo sea el ciclo de venta por complejidad del producto, importe, competencia, … más importante es tener bien cualificadas las oportunidades y fases.

En general podemos clasificar nuestros “leads” u oportunidades de venta en 3 fases y para cada una de ellas debemos proporcionar un contenido, información y mensaje diferente:

Fase I: El potencial cliente aún no tiene claro qué producto quiere comprar y sus prestaciones, pero sí una idea de una necesidad a cubrir con ese producto. En esta fase tenemos que proporcionar información muy general de las prestaciones, beneficios principales y secundarios, artículos del sector, infografías, … Debemos despertar el interés por el producto y conseguir señalizar a este cliente de alguna forma para futuras campañas (marcado para remarketing o mejor aún conseguir mediante un formulario sus datos de contacto). Las landing pages específicas para segmentos de clientes, artículos en nuestro blog, contactar con bloggers de referencia en el segmento, referencias y comentarios en foros, seguir a prescriptores en twitter y tweets con hashtags, son algunas de las herramientas que podemos utilizar.

Fase II: El potencial cliente tiene más clara su necesidad y ventajas del producto en general pero no sabe las prestaciones, presupuesto a gastarse, ni las marcas o productos concretos que cubren mejor su necesidad. En esta fase debemos proporcionar información de detalle de las prestaciones de nuestro producto, comparativas con la competencia, precio. Aquí la mejor herramienta de contacto es el email pero también campañas de remarketing y twitter si hemos conseguido seguidores en la fase anterior.

Fase III: El cliente ya ha comprado nuestro producto y queremos conseguir repetición o venta cruzada de otros productos. Aquí la principal herramienta son recordatorios de principales ventajas, mejores momentos para su comercialización por temporada del producto, ocasiones especiales de venta o regalo, …

En cada fase debemos tener claro el objetivo a conseguir, mensajes a utilizar y medirlo para conformar nuestro funnel de oportunidades y ventas. Cuanto más largo es el ciclo de venta de nuestro producto mejor tenemos que definir nuestras oportunidades e incluso crear distintas subfases y estados dentro de cada fase.

Extracto de  “Guía práctica para vender online” por Jose Luis Montesino.

Internet, a diferencia de radio, TV y prensa, es un medio interactivo que bien utilizado nos permite tener gran cantidad de información de lo que realmente quiere el cliente. Muchas agencias y medios tratan de llevar su modelo tradicional de publicidad a Internet replicando las campañas masivas de TV y prensa a banners y robapáginas, pero este nuevo medio requiere nuevas formas de publicidad y segmentación.

Las segmentaciones en publicidad tradicional están basadas en variables demográficas, intereses generales, …. Esto suele ser muy poco eficiente ya que nuestro mensaje sólo tiene impacto en una pequeña parte de la audiencia. En internet también se hacen este tipo de campañas, intentando llevar la experiencia y conocimiento del mundo tradicional a este nuevo segmento. Pero en Internet el consumidor es activo, busca lo que quiere en lugar de esperar frente al TV o periódico qué se le ofrece. Esto tiene una gran ventaja para consumidor y anunciante ya que nos permite ofrecer al cliente lo que realmente demanda. Por ello herramientas como Google Adwords son las que mejores ratios de conversión consiguen ya que las recomendaciones y resultados de búsqueda están directamente relacionados con lo que el cliente pide.

Pero la publicidad en Internet no está limitada a las búsquedas estrictas de producto y tienen cabida necesidades más genéricas o perfiles construidos en base a búsquedas de determinado tipo, páginas visitadas, … Por ejemplo, en los últimos años han aparecido muchos negocios alrededor de las ofertas, dada la importancia del precio en internet, como groupon, groupalia, oooferton, mequedouno, …

El nuevo marketing en internet da más importancia al cliente y sus necesidades y menos a las marcas o vendedores interesadas en generar una demanda para su oferta de productos. Esto no gusta mucho a las agencias y vendedores tradicionales ya que buena parte de sus ingresos son de necesidades generadas en el punto de venta o a base de campañas de publicidad masivas que cada vez resultan menos eficientes frente a campañas bien sementadas por necesidades del cliente.

Extracto de  “Guía práctica para vender online” por Jose Luis Montesino.